Toda la actualidad local de Cabra y comarca continuamente actualizada. Interesantísmos artículos de opinión y colaboraciones. Mantente siempre informado con: www.laopiniondecabra.com

Síguenos en:

Facebook

Twitter

Youtube

Livestream

Hemeroteca (1912-1989)

Hemeroteca (2002-2005)

Fundación "Aguilar y Eslava"

faltan 355 días para el
Domingo de Ramos 2019

Revista de actualidad cofrade editada por La Opinión de Cabra   |   DIARIO FUNDADO EN 1912   |   I.S.S.N.: 1695-6834

laopinioncofrade.com

martes, 24 de abril de 2018 - 03:08 h

Juan Manuel Miñarro López ultima la imagen del Cristo de la Fundación

Jesús, el buen Pastor

03.01.18 AGUSTINAS RECOLETAS

La fundadora de las Agustinas Recoletas, declarada venerable por el papa Francisco

Redacción / Agustinos Recoletos

El Papa Fran­cis­co ha re­co­no­ci­do, el pasado 19 de diciembre, las vir­tu­des he­roi­cas de la Ma­dre Ma­ria­na de San José, fun­da­do­ra de las Mon­jas Agus­ti­nas Re­co­le­tas o Agus­ti­nas Re­co­le­tas Con­tem­pla­ti­vas. De esta for­ma, la mon­ja es­pa­ño­la que vi­vió du­ran­te los si­glos XVI y XVII pasa a ser de­cla­ra­da "ve­ne­ra­ble".

El San­to Pa­dre ha au­to­ri­za­do la pu­bli­ca­ción del de­cre­to de las vir­tu­des he­roi­cas de Ma­dre Ma­ria­na de San José du­ran­te la au­dien­cia con­ce­di­da al Pre­fec­to de la Con­gre­ga­ción de las Cau­sas de los San­tos, Car­de­nal Ánge­lo Ama­to, SDB. Aho­ra será ne­ce­sa­rio un mi­la­gro para que sea bea­ti­fi­ca­da y otro para ser ca­no­ni­za­da.

El 27 de abril de 1993 ?más de 350 años des­pués de su muer­te- se abrió el pro­ce­so dio­ce­sano de la bea­ti­fi­ca­ción y ca­no­ni­za­ción de la Ma­dre Ma­ria­na de San José. Tuvo lu­gar en la igle­sia de la En­car­na­ción en Ma­drid, pre­si­di­do por el ar­zo­bis­po Ángel Su­quía. Tres años más tar­de, el 10 de ju­lio de 1996, se clau­su­ró el pro­ce­so en el mis­mo lu­gar.

Du­ran­te más de diez años des­pués, los frai­les agus­ti­nos re­co­le­tos Ro­mual­do Ro­drí­guez y Je­sús Díez con­ti­nua­ron in­ves­ti­gan­do en de­ce­nas de ar­chi­vos y re­co­gien­do más do­cu­men­tos. En 2007 se pre­sen­tó fi­nal­men­te a la Con­gre­ga­ción de las Cau­sas de los San­tos la Po­si­tio su­per vita, vir­tu­ti­bus et fama sanc­ti­ta­tis de la Sier­va de Dios Ma­ria­na de San José, un do­cu­men­to de más de 1.300 pá­gi­nas. La Con­gre­ga­ción apro­bó al poco tiem­po la Po­si­tio como ex­haus­ti­va, te­nien­do en cuen­ta que se apor­ta­ban ele­men­tos su­fi­cien­tes para el es­tu­dio de las vir­tu­des.

Tras el voto por una­ni­mi­dad de los teó­lo­gos, los obis­pos y car­de­na­les die­ron su voto fa­vo­ra­ble a las vir­tu­des he­roi­cas de Ma­dre Ma­ria­na el 21 de no­viem­bre de 2017. Este ha sido el paso pre­vio a la pu­bli­ca­ción del do­cu­men­to, una vez ha sido au­to­ri­za­do este miér­co­les por el papa Fran­cis­co.

Una vida en­tre­ga­da a Dios

La Ma­dre Ma­ria­na de San José na­ció en Alba de Tor­mes (Sa­la­man­ca) el 5 de agos­to de 1568. Que­dó huér­fa­na de ma­dre a los diez días des­pués de na­cer. A los 18 años, tras la muer­te de su pa­dre, tomó el há­bi­to como mon­ja agus­ti­na. El 21 de fe­bre­ro de 1587 hizo la pro­fe­sión re­li­gio­sa.

Ma­ria­na en­ca­be­zó la fun­da­ción del pri­mer con­ven­to de mon­jas agus­ti­nas re­co­le­tas en Éibar, de ahí que se le con­si­de­re la fun­da­do­ra de las Mon­jas Agus­ti­nas Re­co­le­tas. Fue en Éibar en 1603. Un año más tar­de pro­fe­só en la nue­va for­ma de vida re­co­le­ta.

En 1604, Ma­dre Ma­ria­na abrió otro mo­nas­te­rio re­co­le­to en Me­di­na del Cam­po y des­pués otros en Va­lla­do­lid (1606), Pa­len­cia (1610) y fi­nal­men­te la En­car­na­ción, en Ma­drid (1612), don­de la ma­dre Ma­ria­na pasó los 22 úl­ti­mos años de su vida.

Mu­rió el 15 de abril de 1638. Fue en­te­rra­da pri­me­ro en la tes­te­ra del pan­teón don­de son en­te­rra­das las de­más re­li­gio­sas. Pos­te­rior­men­te fue tras­la­da­da a un lu­gar más des­ta­ca­do en la Igle­sia. El 12 de ju­nio de 1644 tres mé­di­cos cer­ti­fi­ca­ron que su cuer­po se man­te­nía in­co­rrup­to, como se en­cuen­tra ac­tual­men­te.

Ape­nas fa­lle­ci­da la Ma­dre Ma­ria­na, su su­ce­so­ra en el prio­ra­to del mo­nas­te­rio de la En­car­na­ción pi­dió a to­das las mon­jas de los di­ver­sos mo­nas­te­rios, que ha­bían con­vi­vi­do con ella o la ha­bían tra­ta­do, que es­cri­bie­ran un in­for­me so­bre su vida y vir­tu­des. En poco más de un año se reunie­ron 40 in­for­mes de es­tas mon­jas. Sin em­bar­go, por la po­bre­za del mo­nas­te­rio, el cam­bio de la di­nas­tía de los re­yes y la di­fi­cul­tad en aque­lla épo­ca de tra­mi­tar una cau­sa de ca­no­ni­za­ción, no se inició el pro­ce­so. No obs­tan­te, su fama de san­ti­dad con­ti­nuó ex­ten­dién­do­se cada vez más, so­bre todo con la fun­da­ción de mo­nas­te­rios de Mon­jas Agus­ti­nas Re­co­le­tas en va­rias re­gio­nes de Es­pa­ña y en Mé­xi­co, se­gún las Cons­ti­tu­cio­nes re­dac­ta­das por la Ma­dre Ma­ria­na.

Ex­pe­rien­cias mís­ti­cas que ex­ten­die­ron su fama de san­ti­dad

Sus es­cri­tos y con­se­jos la acre­di­ta­ron en pri­mer lu­gar como una de las más in­sig­nes mís­ti­cas del Si­glo de oro es­pa­ñol, com­pa­ra­ble con san­ta Te­re­sa y San Juan de la Cruz, y que hoy con­ser­van in­tac­to su men­sa­je de ac­tua­li­dad. Son mu­chos los epi­so­dios de su vida en los que re­la­ta mo­men­tos de au­tén­ti­co aban­dono cor­po­ral y sen­ti­mien­to de éx­ta­sis. De esas ex­pe­rien­cias pe­día al Se­ñor que no se ma­ni­fes­ta­ra en ras­gos ob­ser­va­bles en su ex­te­rior.

Lle­va­ba en la mano el li­bro "Imi­ta­ción de Cris­to" (de To­más de Kem­pis) y, abrién­do­lo, topé con un ca­pí­tu­lo que tra­ta del día de la eter­ni­dad. A po­cos ren­glo­nes que leí, no pude pa­sar ade­lan­te, por­que me sen­tí arre­ba­ta­da y fue­ra de mí. Me pa­re­cía que es­ta­ba mi es­pí­ri­tu he­cho una cosa con Dios nues­tro Se­ñor y, lle­va­da de un sumo gozo, aun­que sin ope­ra­cio­nes efi­ca­ces, sen­tía que, des­he­cha mi alma en el Se­ñor, le daba a gus­tar de aque­llos in­fi­ni­tos bie­nes que tie­ne guar­da­dos a sus es­co­gi­dos (...). Fue mu­cho lo que en­ten­dí, vi y gocé. Cuan­do vol­ví (en mí) me ha­llé con los ojos cla­va­dos en el cie­lo y tan lle­na el alma de gozo y tan sus­pen­di­da en él que, por mu­cho rato, me pa­re­ce es­tu­ve de esta ma­ne­ra. (Po­si­tio Summ, Doc, p. 108)

Las an­sias de per­fec­ción de la Ma­dre Ma­ria­na la in­ci­ta­ron siem­pre a mor­ti­fi­car sus ape­ti­tos y a ele­gir una vida aus­te­ra: lar­gas ho­ras de ora­ción, tem­plan­za en la co­mi­da y en el sue­ño y dis­ci­pli­nas cor­po­ra­les ?como el cru­ci­fi­jo con púas que lle­va­ba en su pe­cho?. Su celo por la glo­ria de Dios, su ele­va­da vida de ora­ción y de ex­pe­rien­cia mís­ti­ca, o su for­ta­le­za en los do­lo­res y prue­bas son al­gu­nas de las cua­li­da­des de la Ma­dre Ma­ria­na que hi­cie­ron po­pu­lar su fama de san­ti­dad en el si­glo XVI y XVII.

enlaces de interés

http://press.vatican.va/content/salastam...
Decretos de la Congregación para las Causas de los Santos, 19.12.2017

más noticias

Cultos y Actos a celebrar en la Iglesia de San Juan Bautista en honor de Ntra. Sra. de los Remedios

22.04.18 - MAYO MARIANO | Redacción

40º aniversario de la restauración de la imagen de Ntra. Sra. de la Sierra

22.04.18 - VIRGEN DE LA SIERRA | Redacción

19.04.18 |

Actos y cultos de la Hermandad del Rocío de Cabra

16.04.18 - ROCÍO 2018 | Redacción

La música en la Semana Santa de Cabra de 2018

11.04.18 - BALANCE MUSICAL SEMANA SANTA | Mateo Olaya Marín

Secciones

Webs amigas

laopiniondecabra.com | actualidad local
Meteocabra.es | el tiempo
Patio de Cuadrillas | actualidad taurina
Poesía Taurina | decenario de versos táuricos

Sobre "La Opinión"

Quiénes Somos
Redacción
Hemeroteca (1912-1989)
Hemeroteca (2002-2005)
Contacto

Sobre la Fundación

Quiénes Somos
I.E.S. "Aguilar y Eslava"
Museo "Aguilar y Eslava"
El Hombre de la Sábana Santa
La Opinión de Cabra
Coro de Cámara

Aviso legal

Condiciones de uso
Política de privacidad

Síguenos también en:    • Facebook    • Twitter    • Youtube    • Livestream